Pobre rinoceronte

07/07/2018

(Del libro ¡Buenísimo, Natacha!)

– Pati, ¿te acordás cuando fuimos al zoológico, que comparamos la jirafa y el rinoceronte y la jirafa medía como tres metros más? (Natacha).

– ¡Ay, sí! que nosotras decíamos que qué vivos, ¿por qué no paraban en dos patas al rinoceronte.
– Porque lo defendíamos, pobre, ¿no? Tenía una cara así, como de que nadie lo defendía, pobre ¿no? Me hacía acordar al Rafles.
– Sí, pobre… si no fuera tan grande yo me llo llevaría a casa, para cuidarlo (Pati).
– Pero tenés que tener un lugar con mucha agua.
– Y bueno, Nati, pero que él se acostumbre un poco, también, sino qué vivo, ¡todo yo!
– Y, al principio sí, Pati, porque encima que lo sacás del zoológico, le pedís que se aguante sin agua, ¡va a estar más perdido!
– ¡Y bueno, Natacha! ¡Pero si lo estoy salvando, que se aguante un poco!
– ¡Pero preparále un poco de agua, Pati! ¡¿Lo vas a llevar y que se quede seco?!
– ¡No, pero yo no digo siempre, así un ratito, mientras consigo agua, nena!
– ¡Ah, y bueno, aclará, Pati! ¡Para qué hablás!
– ¡¿Y qué “para qué hablo”?!
– ¡Callate, nena!
– ¡Callate, vos, Natacha, mejor!
– ¡No, vos!
– ¡No, vos!
– ¡Callate vos, que sos la que quiere dejar seco al rinoceronte!
– ¡Pero qué decis, Natacha, tarada! ¡¿Y vos?! ¡Que el otro día te olvidaste de sacarlo a pasear al Rafles!
– ¡Pero ¿qué comparás, Pati, por una vez que me olvidé?!
– Aaaaaaaaaahhh… y bueno, ¿y yo no me puedo demorar un poco para conseguir agua?
– ¡BUSCÁLE TODA EL AGUA QUE QUIERAS, PATI! ¡QUÉ ME IMPORTA SI SE QUEDA SECO!
– ¡NATACHA SOS UNA EGOÍSTA Y LO ÚNICO QUE TE IMPORTA ES EL RAFLES!
– ¡NO, PERO NO DIGO QUE LO VOY A AYUDAR Y DESPUÉS NO LE DOY AGUA!
– ¿¡Y QUIÉN DIJO QUE NO LE VOY A DAR AGUA?! (Pati).
– ¡Y BUENO, ENTONCES DECÍME QUE LO VAS A AYUDAR Y LISTO!
– ¡MÁS BIEN QUE LO VOY A AYUDAR, TARADA!
– ¡SI LO VAS A AYUDAR NO ME GRITÉS! ¡TARADA VOS, PATI!
– ¡SI VOS SOS LA QUE ESTÁ GRITANDO, NATACHA!
– ¡PERO PORQUE VOS NO PARÁS, NENA!
– ¡Y BUENO, NENA, PARÁ, ASÍ PARO DE GRITAR!
– ¡PARÁ VOS PRIMERO!
La madre de Natacha se acercó al cuarto, alarmada:
– Chicas, ¿se puede saber por qué se están peleando?
– Ay, mamá ¿no ves que estamos jugando? (Natacha, muy calma).
– … (socorro socorro).

  | |

¿Comentarios? (ahora hay 32)

¿Comentarios? (ahora hay 32) en “Pobre rinoceronte”

  1. El 23/12/2011 no te lo digo! escribió:

    hola luis pone mas capitulos del libro ¡buenisimo natacha! me encanta y no lo encuentro en ninguna libreria porfa me encantan pone mas capitulos!!!!!!!!!!!

  2. El 21/09/2012 Jennifer escribió:

    ajjajajaajaja

dejar un comentario




- Recuerden que esta página es visitada por niños.
- Nos reservamos el derecho de modificar o borrar un comentario.
- Este no es un sitio de intercambio de mensajes personales.
- Pedimos especialmente a chicos y jóvenes que NO pongan sus datos personales pues estos quedan a la vista de todos.
- Como en todos los foros de Internet, los mensajes dejados por menores de edad son responsabilidad de los adultos a cargo.

 

  • | |
    • Comentarios recientes:
      • Editor: Luciana: en la Agenda de este sitio...
      • Editor: Patricia: en la Agenda de este sitio...
      • Editor: Hay formas de extraer el sonido de un...
      • Patricia: Soy docente y trabajamos en el...
      • Marta: Cómo puedo conseguir el archivo en mp3?...
      • Rita: Hola. Que criterios trabajaría con esta...
      • LUCIANA: Buenas …. soy Docente de 6to...
      • Editor: Una poesía.
    •  

    daily mobiles